domingo, 28 de febrero de 2016

Histórica condena de 360 años contra dos militares en Guatemala por delitos de lesa humanidad

Un tribunal de Guatemala dictó este viernes condenas de 120 y 240 años de prisión a un teniente coronel retirado y a un exparamilitar, respectivamente, por los delitos de lesa humanidad, desaparición forzada y asesinato durante el conflicto armado interno que vivió el país centroamericano.EFE/Esteban Biba

La jueza Jazmín Barrios, del Tribunal A de Mayor Riesgo, dio lectura este viernes a la sentencia, al entender que tanto el teniente coronel retirado Esteelmen Francisco Reyes Girón y el excomisionado (colaborador civil) del Ejército Heriberto Valdéz Asij hicieron con sus actos "un daño irreparable" a "toda una población".

El teniente coronel retirado Esteelmen Francisco Reyes Girón (d) y el exparamilitar Heriberto Valdéz Asij (i) escuchan condena ante un tribunal en Ciudad de Guatemala 


Reyes y Valdez fueron juzgados por someter a esclavitud sexual a 15 mujeres de la etnia maya q'eqchi' y fueron acusados de los delitos de asesinato, desaparición forzada y de lesa humanidad (deberes contra la humanidad según la calificación legal guatemalteca).


Durante 20 días, la Fiscalía presentó ante el Tribunal las pruebas y argumentos para demostrar la participación de los dos imputados en crímenes de guerra entre 1982 y 1983 en el destacamento de Sepur Zarco, en el departamento caribeño de Izabal.
Mujeres víctimas de esclavitud sexual asisten a una audiencia de condena contra el teniente coronel retirado Esteelmen Francisco Reyes Girón y el exparamilitar Heriberto Valdéz Asij en un tribunal en Ciudad de Guatemala (Guatemala). EFE/Esteban Biba

En la fase final del juicio destacaron los testimonios de 11 mujeres que sufrieron abusos sexuales y que fueron forzadas a cocinar para los integrantes del Ejército en el destacamento castrense, sin que Reyes lo impidiera. La sentencia reconoce que se cometieron vejámenes contra las mujeres de la región, quienes sufrieron esclavitud sexual, violaciones, desapariciones forzadas de sus esposos e hijos, malos tratos, discriminación, así como la perdida de sus viviendas.

Durante el proceso los imputados negaron su participación en los hechos.

La Fiscalía había solicitado penas de 340 años de cárcel contra Valdéz Asij, por el delito de desaparición forzada de Antonio Sub Coc, Manuel Cac, Santiago Cac Bá, Pedro Cac Bá, Abelardo Coc, Heriberto Choc y Juan Choc; y 60 años por el ilícito de deberes de humanidad.
La premio Nobel de Paz Rigoberta Menchú asiste a la audiencia de condena contra el teniente coronel retirado Esteelmen Francisco Reyes Girón y el exparamilitar Heriberto Valdéz Asij  en un tribunal en Ciudad de Guatemala (Guatemala). EFE/Esteban Biba

Para Reyes Girón el MP había pedido 1.290 años de prisión inconmutables: 360 años de prisión por esclavitud sexual; por esclavitud domestica, otros 360; por violencia sexual, 360; por delitos humillantes y degradantes, 60, y 150 por el asesinato en agravio de Dominga Coc y las niñas Anita Seb Coc y Herlinda Coc.

El juicio por esclavitud sexual durante el conflicto armado es el primero que se celebra en Guatemala y ha sido seguido de cerca, entre otros, por las premios Nobel de la Paz de 1992, la guatemalteca Rigoberta Menchú y la estadounidense (1997) Jody Williams.

Barrios citó a las partes para el próximo 4 de marzo, a las 15:00 hora local (21:00 GMT), para dar lectura "íntegra" a la sentencia. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada